Mad Men: una clase magistral de publicidad.

portada madmen

Mad Men, una clase magistral de publicidad.

Mad Men la serie de AMC, ambientada en la Nueva York de los años 60, es un grito reivindicativo a la concepción de la sociedad de esa época.                     Se tratan temas como el feminismo, el machismo o la movilidad social. Pero en este artículo vengo a hablaros de las valiosas clases de publicidad que nos dejan sus protagonistas.

El marketing ha sido y es uno de los pilares de mi vida ya que me formé académicamente y actualmente me dedico a ello. Fue precisamente mi inquietud por el marketing, la que me hizo fiel seguidora de las 7 temporadas que constituye la serie Mad Men. Además de conocer la cultura publicitaria de esa época.

Aunque la digitalización ha supuesto un enorme cambio, hay muchos ejemplos de marketing que Don Draper nos dio de manera subliminal a través de las campañas pulicitarias realizadas en Madison Avenue. Aunque esté inspirada en los años 60, como he mencionado anteriormente, podemos llevar a la práctica a día de hoy todos los consejos que nos dan desde Sterling Cooper.

  • Sé creativo, sé único.

“El éxito viene de sobresalir, no de encajar”. Efectivamente, de nada nos sirve parecernos a nuestros competidores. Debemos ser la primera idea del cliente, asegurarnos un nicho de mercado y ser líder en el sector.

  • No existe el “yo” en el equipo.

Cooperación, trabajo en equipo, brainstorming que traen ideas creativas, esas que, como hemos explicado en el primer punto nos hace diferenciarnos de los competidores y crear lealtad en los clientes. La publicidad es un conjunto de esfuerzos.

Y aquí mi aportación personal… qué sería de Don Drapper sin la brillante y creativa Peggy Olson. Personaje con una evolución psicológica brutal. Aunque en esta serie ninguno pasa desapercibido, ¡son auténticos genios!

  • Análisis del mercado, la clave del éxito.

La mercadotécnia es la base del marketing. De nada nos sirve tener un magnífico plan comunicación con una estrategia de publicitaria potente si no conocemos el mercado al que nos estamos dirigiendo.

Draper, en Mad Men, no pregunta a sus clientes cuales son sus necesidades, sino que sale a la búsqueda de ellas.

La transformación digital nos permite segmentar las audiencias objetivo y medir en directo la eficacia de las campañas online, pudiendo corregir en tiempo real aquellos puntos que no estén cumpliendo con nuestros objetivos. La analítica de hoy son los estudios de mercado publicitarios de los 60.

  • Gestión de crisis

Para cualquier organización la gestión de crisis es fundamental y por ello, es necesario tener un plan de acción para este tipo de situaciones. Esto hará que sepamos manejar y organizar la crisis en la que se vea envuelta nuestra empresa. Recordad, nadie está exento de ser carne de críticas.

Don Draper le dijo a unos de sus clientes que estaba afrontando una época de cirsis: “Si la historia hace que su marca se vea mal, cambie la historia”.

madmen publicidad

Recomiendo esta obra maestra de serie, Mad Men, a todos aquellos que, como yo, son unos apasionados del mundo de la publicidad y el marketing.